15.11.11

martes

Miré delante de mí

Te vi en la multitud

Te vi por el trigal

Bajo un árbol te vi

Al fondo de mis viajes

Al fin de mis tormentos

A la vuelta de las risas

Al salir del agua y el fuego

En todo tiempo te vi

En mi casa te vi

Te ví entre mis brazos

En mis sueños te vi

Nunca te dejaré

(Paul Eluard)

3 comentarios:

javier dijo...

sentido poema

dijo...

..Y seguirás viéndole si tu corazón siente como lo hace.
Porqué se ha de dejar aquello que nos hace bien al alma !!!
Sano poema!
Besucos

guille dijo...

Hay ausencias siempre presentes.

Hay personas que te ocupan de tal manera que todo lo que haces, ves, te sucede en el día quisieras compartirlo con.